Clasificado bajo Clubes, Historias, Nacional de Clubes | el 31-03-2017 |

11

SIC e Hindú son dos de los grandes protagonistas del rugby argentinos en los últimos años. Entre los dos, en este siglo se que quedaron con 20 títulos entre URBA y Nacional de clubes. Ambos con proyectos ambiciosos consiguieron enriquecer su historia, formando grandes jugadores y reconocidos Pumas. Pero a pesar de haber dominado tantos años, existe la curiosidad de que sólo se enfrentaron en una final: Fue en 1998, justamente el año donde se decidió definir los campeonatos de Buenos Aires con encuentros mano a mano. En esa ocasión, el conjunto de Don Torcuato se impuso por 38-12 y logró en ese entonces su segundo título en su historia.

Esta fue la única final entre Hindú y SIC, jugada en la ex cancha de Biei, que el sábado se volverán a ver las caras en Boulonge:

El SIC renovado, e Hindú mantiene la base

Los tiempos cambiaron, y los dos clubes viven realidades distintas. El conjunto de Boulonge vivió un proceso de recambio y recién el año pasado volvió a los play-off de Buenos Aires. Por su parte, los conducidos por los hermanos Fernández Miranda, son los últimos campeones del Nacional de Clubes, y continúan alimentando de títulos la era más gloriosa de su historia.

El SIC hará 14 modificaciones para el partido del sábado con respecto al equipo que cayó goleado el martes ante el mismo rival. Sólo Lucas Bustos repetirá en el XV inicial. Hindú mantendrá la misma base que ganó en Don Torcuato, y tendrá 5 cambios entre los titulares. Ingresarán Agustín Capurro, Nicolás Guisasola, Patricio Guisasola, Emilio Domínguez y Ato Mourin por Mariano De la Fuente, Carlos Repetto, Agustín Schab, Federico Graglia y Francisco Bosch.

SIC: 1- Ricardo Macchiavello, 2- Francisco Piccinini (C), 3- Marcos Gatica, 4- Lucas Rizzato, 5- Marcos Borghi, 6- Máximo Gómez Fleytas, 7- Rodrigo Marrón, 8- Tomás Borghi, 9- Lucas Alcácer, 10- Benjamín Madero, 11- Rufino Paniza, 12- Santos Rubio, 13- Joaquín Ferrari, 14- Lucas Bustos , 15- Gastón Arias.

Suplentes: 16- Marcos Volpe, 17- Tomás Gador, 18- Lucas Soto, 19- Santiago Artese, 20- Tomás Meyrelles, 21- Teófilo Lalanne, 22-Francisco de Oliveira, 23- Lucas Whamond.

Hindú: 1- Agustin Capurro, 2- Augusto Faraone, 3- Juan Ignacio Martínez Sosa, 4- Nicolás Guisasola, 5- Sacha Casañas, 6- Patricio Guisasola 7- Lautaro Bavaro, 8- Gonzalo Delguy (c), 9- Lucas Camacho, 10- Tomás Ezcurra, 11- Emilio Domínguez, 12- Ato Mourin, 13- Severiano Escobio, 14- Sebastián Cancelliere, 15- Martín Cancelliere.

Suplentes: 16- Nico Leiva 17- Leonardo Pesente, 18- Mariano De la Fuente, 19- Carlos Repetto, 20- Agustín Schab, 21- Francisco Mateu, 22- Francisco Bosch, 23- Gonzalo Feijoo

Así forman los equipos

Todos los partidos del sábado:

Nacional de Clubes B:

URBA

Además de la fecha del Nacional de Clubes, este sábado se pondrán en marcha los distintos torneos de la URBA, obviamente con excepción del Top 12.

Lanzamiento URBA 2017

Todos los partidos del fin de semana:

División A

División B

División C

Grupo II

Grupo III “A”

Grupo III “B”

 

 

NDC (2°)

Clasificado bajo Historias, Nacional de Clubes | el 17-03-2017 |

14

Duendes respira rugby. Fundado en 1956, es hace años uno de los grandes animadores del rugby argentino, ganador en este siglo de 18 títulos (3 Nacionales de Clubes, 4 Torneos del Interior y 11 Torneos del Litoral). El fantasma Benito, el símbolo en el escudo que lleva del lado del corazón, creado por el reconocido dibujante Lino Palacios, es un emblema en el club del Barrio Las Delicias.

El fantasma Benito, tatuado en la camiseta negra y verde, se presentará mañana nuevamente en el SIC, cancha donde en los últimos años se hizo fuerte. Luego de la derrota de Duendes por 30-27 en los cuartos de final del Nacional de Clubes de 2008, con un try agónico de Marcelo Soiza, el local no pudo volver a imponerse ante el conjunto rosarino. La primera caída fue en los cuartos de final de 2010, en la contundente victoria del equipo por entonces dirigido por Raúl Pérez por 50-30. Al año siguiente, en una de las semifinales del torneo más federal, Duendes volvió a dejar en el camino al SIC, esta vez por 30-20, confirmando ser uno de los mejores clubes del país.

Mateo Escalante, clave en las victorias de 2010 (17 puntos) y 2011 (20 puntos)

Luego de dos años de interrupción, el Nacional de Clubes volvió con un renovado formato en 2014, y el destino ubicó a ambos clubes en la zona de grupos. Duendes, que ese año llegaría nuevamente a la final, goleó contundentemente al SIC en Boulonge por 42-16, con una gran producción de un chico de 19 años que ya mostraba grandes condiciones: Emiliano Boffelli. Semanas más tarde, el Verdulero triunfaría también como local, en el Barrio Las Delicias, por 40-22.

Varios jugadores internacionales como Juan Imhoff, Javier Ortega Desio, Pablo Bouza, Tomás Leonardi, Jerónimo De la Fuente, Felipe Arregui y Emiliano Boffelli formaron parte en esta década de los choques entre dos de los tres equipos más ganadores del Nacional de Clubes, que mañana los tendrá a ambos otra vez frente a frente. Duendes, que viene de superar a Tucumán Rugby por 16-10, tendrá sólo el ingreso al XV inicial de Carlos Ibarguren por el expulsado Guillermo Imhoff. El SIC hará su presentación en esta edición del Nacional de Clubes (se postergó la primera fecha por la gira de Hindú a Oceanía), y tendrá un equipo muy joven comandado nuevamente por el experimentado Francisco Piccinini. El centro salteño Agustín Vago, quien en 2014 dejó el club para jugar en Europa volverá mañana al primer equipo, que tendrá buenos relevos en el banco de suplentes.

SIC: 1- Ricardo Machiavello, 2- Tomás Gador, 3-Francisco Piccinini (capitán), 4- Lucas Rizzato, 5- Santiago Artese, 6- Máximo Gómez Fleitas, 7-Rodrigo Marrón, 8- Tomás Meyrelles, 9-Teófilo Lalanne, 10- Francisco Fernández de Oliveira, 11- Alberto Miguens, 12- Agustín Vago, 13- Santos Rubio, 14- Lucas Bustos, 15-Gastón Arias.

Suplentes: 16- Marcos Volpe, 17- Ignacio Rolón, 18- Marcos Gatica, 19- Marcos Borghi, 20- Tomás Borghi, 21- Lucas Alcácer, 22- Ignacio Benavídez, 23- Rufino Panizza.

Duendes: 1- Carlos Ibarguren, 2- Juan Prieto, 3- Mauro Genco, 4- Ignacio Cej, 5- Facundo Sacovechi, 6- Román Pretz, 7- Ignacio Fantin, 8- Juan Manuel Roques, 9- Pedro Imhoff (capitán), 10- Santiago Araujo, 11- Juan Rapuzzi, 12- Julián Denhoff, 13- Maximiliano Nannini, 14- Rodrigo Santiago y 15- Román Miralles.

Suplentes: A confirmar

Así forman todos los equipos

Horarios y árbitros de la fecha:

NC

NDC

Clasificado bajo Clubes, Historias, Nacional de Clubes | el 10-03-2017 |

20

Este sábado se inicia una nueva edición del Nacional de clubes, el torneo que se juega desde 1993, con las interrupciones de los años 2000, 2012 y 2013.
Buena ocasión para recordar uno de los momentos mas intensos que se recuerdan en el certamen que incluye a clubes de todo el país. 1998, la final del empate que consagró a dos campeones. La tarde que las dos hinchadas coparon la pileta del CASI, enfureciendo al gran Nicanor González del Solar. Un partido inolvidable para San Cirano y San Luis.

1° Fecha

Belgrano, último finalista, visitará el domingo a Regatas en uno de los partidos destacados de la fecha (16.00, en vivo por ESPN). El otro encuentro televisado (20.00 por ESPN Extra) será el que protagonizarán Duendes y Tucumán Rugby, dos grandes del interior. Uno de los últimos campeones del NOA, Los Tarcos, visitará a San Luis, de gran torneo de la URBA en 2016, y que cuenta en el plantel con Juan Martín Mamblona, hijo de Alejandro, justamente quien encabezaba al equipo platense en aquella inolvidable final en 1998.

Debido a sus giras por Oceanía, Hindú y Newman postergaron sus partidos de la primera fecha, ante el SIC y CUBA respectivamente.

Así forman los equipos

Sueños

Clasificado bajo 6 Naciones, Escocia, Francia, Gales, Historia, Historias, Inglaterra, Irlanda, Italia | el 10-03-2017 |

43

Comienza a definirse un estupendo 6 Naciones, con partidos determinantes. Hoy, a partir de las 17:05, abrirán la fecha en el Principality Stadium Gales e Irlanda. Ambos tendrán presiones: El trébol necesita un triunfo para seguir con chances en la última sin depender de nadie, mientras que el local, de perder, quedaría complicado para mantenerse entre los primeros 8 equipos del ranking, de cara al sorteo del Mundial de Japón (con un triunfo irlandés, los Pumas quedarían muy cerca de finalizar entre los 8 mejores).

Así forman los equipos

El sábado (10:30 de Argentina) Italia recibirá a Francia, mientras que el plato fuerte será a las 13.00, con el duelo trascendental entre Inglaterra y Escocia. El Cardo, de gran actualidad, buscará un triunfo en Twickenham luego de 34 años. A propósito de este encuentro clave, Ricardo Sabanes escribió este gran texto:

SUEÑOS DE TRIPLE CORONA

Ya no se conjuran los clanes para vengar Culloden ni quedan Tudors que reclamen el trono ocupado por los Estuardo.

Ahora el campo donde se dirime el enfrentamiento con el Auld Enemy tiene las medidas homologadas por la WR (el partido anual de fútbol asociación fue cancelado tiempo después de 1977 cuando una horda de escoceses bien hidratados destruyó los arcos de Wembley para celebrar la victoria 2 a 1).

El partido más antiguo del rugby internacional se repetirá el sábado en Twickenham. Inglaterra y Escocia se han enfrentado 134 veces desde 1871, cuando veinte jugadores del Cardo vencieron a veinte de la Rosa por un goal en Raeburn Place, Edimburgo. Esa tarde Escocia apoyó dos “tries at goal” (intentos a gol) y convirtió uno, mientras que Inglaterra apoyó un try y no lo convirtió.

La máxima expresión del enfrentamiento tuvo lugar en 1990 en Murrayfield. Están en juego la Triple Corona, la Calcutta Cup, el Grand Slam y el Cinco Naciones. El ganador se lleva todo. La Inglaterra de Will Carling, Jeremy Guscott y Brian Moore (golden boys de la banca, de agencias de bolsa y de los estudios de abogados de Londres) es la encarnación misma de la Gran Bretaña de Margaret Thatcher: gritona, brutal y conquistadora. Escocia representa a los perdedores, ciudadanos de segunda en un país que se ha convertido en el campo de prueba del Poll Tax de Margaret Thatcher, un impuesto injusto y gravoso con quienes menos tienen, que obliga al pago de un importe igual a cada ciudadano con independencia de su renta o cualquier otra circunstancia personal o social. La desocupación se ensaña con Bonnie Scotland (como antes la hambruna causada por los Clearances –expulsión de campesinos pobres de sus casas en el siglo XIX–). Quince hombres de camisetas azules están planeando la caída de los opresores ingleses. En Escocia el nacionalismo crece junto al resentimiento, son permanentes las referencias a la batalla de Bannockburn en la que Robert the Bruce derrotó al ejército inglés de Eduardo II en 1314, y lo que suceda en el estadio resonará mucho más allá del partido…

Como de costumbre esa tarde los ingleses entran a la cancha a la carrera sacando pecho, ensayan pases y kicks perfectos y posan para las fotos que les sacan sus mujeres y novias mientras desoyen los abucheos locales… pero para sorpresa de las cincuenta mil almas que colman el estadio, el capitán de Escocia, David Sole, entra a la cancha caminando con la pelota en la mano (como Aitor Otaño en Ellis Park), seguido por su equipo en fila. “Quiero enviarles un mensaje a los ingleses cuando salgamos a la cancha”, les había dicho Sole a los referentes del plantel. “Vamos a salir caminando”. “¿Caminando?” preguntó Gavin Hastings. “Sí, caminando” afirmó el capitán, para continuar: “Todos los equipos salen corriendo a la cancha. Inglaterra habrá corrido antes que nosotros, el público estará esperando que hagamos lo mismo, pero vamos a caminar. Bien despacio, en fila, como un ejército que va a la guerra: ‘Este es nuestro país, este es nuestro pueblo, y vamos a pelear’. Nuestra gente nos verá y lo amarán, los ingleses nos verán y pensarán: ‘Cristo, no me gusta cómo se ve esto’ en medio de un ruido ensordecedor. Vamos a caminar, muchachos.”

La aclamación inicial se silencia por unos segundos para explotar en un bramido colosal, mientras Scott Hastings recuerda las palabras de Jim Telfer cuando entrega las camisetas la tarde anterior: “Su camiseta está aquí, no la toquen hasta que estén listos para aceptar la responsabilidad que viene con ella. Tomen una, miren el número en la espalda y dénsela al hombre al que le pertenece, deséenle suerte y comprométanse”.

David Sole, caminando, encabeza la entrada de Escocia al campo de juego de Murrayfield.

El protocolo pre-partido se inicia con la entonación de God Save the Queen, que hasta el año anterior era cantado por los dos equipos británicos, pero esta vez los escoceses callan. Esperan a que termine y con una introducción de gaitas comienzan a cantar Flower of Scotland (una canción folk popularizada por The Corries en 1965) seguidos de inmediato por la concurrencia en una comunión sin precedentes. “Ahí me di cuenta de que estábamos en problemas” sintió el back inglés Simon Halliday cuando escuchó a la multitud que cantaba:

Oh, Flor de Escocia,

cuándo volveremos a ver

a otros como los que

lucharon y murieron por

cada pedacito de colina y cañada,

resistieron contra

el ejército del orgulloso Eduardo,

y lo enviaron a casa

a pensarlo de nuevo.

En un Test de una intensidad inusitada (“No pude ponerme el saco por una semana, tan golpeado y torcido estaba…”, comentó el pilar inglés Jeff Probyn), Escocia cumplió su cometido, ganó 13-7, se quedó con todo y envió a los ingleses a casa a pensarlo de nuevo. Al poco tiempo renunció Margaret Thatcher, no por Flower of Scotland sino por la oposición a la Poll Tax que había comenzado en las tierras de Robert the Bruce.

Todos al hombre, nadie a la pelota. Tony Stranger le da la bienvenida a Jeremy Guscott.

Con los años Inglaterra revirtió la primera derrota de 1871, y hoy se apunta 74 victorias vs 42 de Escocia y 18 empates. Atrás quedó la década del 70, años de dominio del rugby escocés con cinco victorias vs cuatro de Inglaterra y un empate, o la última victoria de Escocia en Twickenham por 22-12 en 1983, cuando ninguno de los treinta jugadores que el sábado saldrán a la cancha había nacido.

La declinación  del rugby escocés parece quedar atrás. Tras algunas wooden spoons ¡por debajo de Italia! en el 6N y pobres performances de sus franquicias en la Celtic League, esta temporada, luego de cuatro años de derrotas los dirigidos por Vern Cotter vencieron 27-22 a Irlanda en la tarde de la consagración de Grieg Laidlaw, y tras nueve años sin victorias, derrotaron 21-13 a Gales con una gran actuación de Stuart Hogg. Con estos triunfos la Triple Corona y la Calcutta Cup (que reposa en las vitrinas de Twickenham a resguardo de vergonzosos puntapiés en Princes Street) parecen cerca.

Inglaterra con tres cambios (entran Jack Nowell, Ben Youngs y Jonathan Joseph) espera en su fortaleza montada sobre sus 17 partidos sin derrotas, busca igualar el record de los All Blacks, muestra un rugby mezquino y cambios de un partido a otro (la línea de backs nunca ha sido la misma) pero es de gran eficacia. Su banco de “finishers” para este partido es muy potente, con los hermanos Vunipola, Jamie George y Ben Te’o preparados para el impacto. El juego inglés no es vistoso pero están primeros en la tabla a tres puntos de Irlanda (antes de su partido con Gales) y a cuatro de Escocia. “Es donde queríamos estar a esta altura del campeonato” son las palabras de un Eddie Jones que sonríe satisfecho y disimula la vergüenza que le hizo pasar Conor O’Shea con Italia.

Escocia, con un solo cambio (Hamish Watson por John Hardie), llega con el envión de las dos victorias frente a sus adversarios de las Home Nations, juega un rugby expansivo que gusta a los imparciales y deleita a los propios. Los tries que desperdiciaban en temporadas anteriores hoy los anotan con seguridad. Ganar en la casa de la RFU sería un adieu ideal para el coach neozelandés que en julio será reemplazado por Gregor Townsend, una gloria del rugby escocés y artífice del buen presente de Glasgow Warriors.

Hay unos versos que ya no se cantan en God Save the Queen. Son de tiempos políticamente incorrectos cuando la rebelión de Bonnie Prince Charlie amenazaba la integridad del Reino Unido, y dicen:

… Que pueda silenciar la sedición

Y como un torrente que se precipita

Aplastar a los rebeldes escoceses

¡Dios salve al rey!

¿Será el momento de detener el avance del Sweet Chariot y recuperar la Triple Corona, la Calcutta Cup y enviar a los ingleses a su casa a que lo piensen de nuevo, o tiempo de aplastar a los rebeldes escoceses y silenciar la sedición de un rugby expansivo que gusta a todos?

Ya no habrá una batalla de Bannockburn, los clanes escoceses no se reunirán para pelear en Culloden, los Clearances son un horror del pasado y el Poll Tax una pesadilla reciente, pero el sábado, en Twickenham, se juega mucho más que la edición 135 del partido más antiguo del rugby internacional. Se juegan la historia antigua, la política moderna y las idiosincrasias de anglos y celtas.

Ricardo Sabanes, con la colaboración de Chacho desde Yorkshire.

Plebiscito

Clasificado bajo Historias | el 31-10-2016 |

102

Un pedido a los socios del club: ¿Cuál es el club en el cual comieron la mejor bondiola o el mejor vacío? No me refiero sólo a los terceros tiempos, aunque también los incluyo. Es una ayuda para una nota que quiero hacer.

Gracias

Besos y abrazos

JB

 

¡Guau!

Clasificado bajo Historias, Imágenes | el 12-03-2015 |

47

Joyita

Clasificado bajo Historias, Pumas, Test-matches | el 20-02-2015 |

39

Test Escocia-Pumas, 24 de noviembre de 1973, en Murrayfield. Dos tries de aquellos de aquellos grandes del rugby argentino: Hugo Porta y Alejandro Chiquito Travaglini (el sombrerito del Tano Matarazzo, jugando de wing). Como la leyenda, con la victoria épica al alcance de la mano. Pero, vayan los tiempos, line perdido y drop de Telfer en la última pelota y triunfo escocés por 12-11. Va esta joyita de 2 minutos que me los envió el Diego Chavo Fucks vía Twitter. A disfrutar en blanco y negro.

 

Oso300

Clasificado bajo Historias, Imágenes | el 08-10-2014 |

33

El Oso Alejandro Galli. 300 partidos con Belgrano. Así vive el rugby él y sus amigos. Vía uno de ellos, @zanoni

 

Libertadores

Clasificado bajo Historias, Sitios | el 07-10-2014 |

17

El periodismo es también contar historias. Como esta historia que cuenta el sitio RugbyPlay.

 

Ancho

Clasificado bajo Historias, Invitados, Sensaciones, Textos | el 08-09-2014 |

28

Hoy murió el Ancho Rubén Peucelle, ícono de Titanes en el Ring. Daniel Dionisi, brillante escriba y socio vitalicio de éste blog, me envió este delicioso texto para compartirlo con ustedes.

…………..

Por Daniel Dionisi

En 2001, Alumni salió campeón de la URBA. Durante esa temporada los chicos se divertían en los terceros tiempos haciendo una parodia de Titanes en el Ring. El día que ganaron el título decidieron celebrar con todo, tirar la casa por la ventana. Alguien dijo que conocía a Rubén Peucelle, que el tipo vivía en el bajo de Olivos. Entonces se les ocurrió que la fiesta sería completa si convocaban al Ancho para el cierre de temporada de los “Titanes en el Ring de Alumni”. Una pequeña e improvisada comisión se acercó hasta la casa del campeón argentino que vivía ahí, cerquita del río, de lo que tiempo atrás era El ancla, la playa donde en sus años jóvenes mostraba los músculos junto a un grupo de patovicas (los primeros patovicas salieron de El ancla). Los chicos de Alumni se acercaron a la casa del campeón con algún recelo. Temían ofenderlo. El tipo le había ganado a La Momia y al mísmísimo Martín Karadagian y ahora pretendían contratarlo para que se enfrente a los ignotos personajes que alegraban los terceros tiempos de Alumni 2001. Pero la reacción de Peucelle fue amigable, lejos de ofenderse se sintió halagado de que un grupo de veinteañeros lo recordara con afecto.

Y el sábado del campeonato la fiesta fue total en Tortuguitas. Fuegos artificiales, vueltas olímpicas, alegría absoluta por ese campeonato que Alumni esperaba desde hacía varios años. Y la frutilla del postre llegó con la última función del año de “Los titanes de Alumni”. En la pelea decisiva, en el momento que el malo tenía al bueno contra el piso justo a punto de hacerle una puesta de espalda, entre la multitud y para sorpresa de la mayoría apareció el Ancho Peucelle, el gran campeón argentino, y con un par de doble nelsons puso las cosas en su lugar. Fue el pico emotivo de la noche de los campeones. Una multitud de rugbiers enfervorizados llevó en andas a Peucelle al grito de “Ole ole ole ole, anchooo anchooo”. Por unos minutos la estrella de la noche fue Peucelle. Hasta los jugadores campeones reverenciaban al ídolo de Titanes en el Ring.

El momento pasó y el festejo continuó por muchas horas. Cuando Peucelle dejó de ser el foco de atención uno de los miembros de la comisión que lo había contactado en su casa de Olivos se le acercó y le preguntó cuánto les iba a cobrar por su actuación. “¿Vos estás loco? ¿Cómo te voy a cobrar? ¿Sabés lo bien que me hacen sus aplausos? Y además para mi es un honor participar de la fiesta del campeonato de ustedes”. Rubén Peucelle le pegó un abrazo que todavía le duele al pibe de Alumni y se fue caminando por la noche de Tortuguitas. Mas campeón y mas ancho que nunca.

Inicios

Clasificado bajo Historias, Libros | el 08-07-2014 |

17

El fútbol nos tiene a todos (o al menos eso se presiente; no sé si a todos los que visitan éste blog) expectantes de la selección y del partido de mañana, ante Holanda, por las semifinales del Mundial de Brasil. Y ni hablar si se da otro triunfo y el domingo tiene al equipo del genio de Messi y del de las agallas de Mascherano en la final. Nunca viene mal recordar que el fútbol argentino tiene sus raíces en clubes emblemáticos de rugby. De hecho, el primer campeón del fútbol nacional fue Lomas y el primer gol en la historia de la selección lo marcó un jugador de Belgrano Athletic, Carlos Edgar Dickinson. Después, cuando el fútbol se hizo profesional en 1930, la mayoría de esos clubes (Lomas, BAC, Biei, CASI, GEBA, entre otros), dejaron la ovalada y siguieron su curso con la ovalada. Siempre es útil mirar lo que pasó para saber de dónde venimos.

La historia de vínculos entre el fútbol y el rugby es fascinante y tiene miles de episodios. Como este que cuentan los periodistas Oscar Barnade y Waldemar Iglesias en su fabuloso libro Todo Sobre la Selección (editó Club House), que retrata con textos y estadísticas la historia del seleccionado de fútbol. Un  librazo que acabo de terminar y que se los recomiendo. De él extracté esta linda miniatura que transcribo textual.

…………………..

Arnaldo Watson Hutton era el hijo de Alexander, el padre del fútbol argentino. Pero no sólo se destacaba por posesión de apellido sino también porque era un notable atleta. Jugaba al fútbol mejor que casi todos y además era un valioso rugbier. Llegó un día en el que practicar ambos deportes le resultó un inconveniente. Se había comprometido con sus amigos del rugby a jugar la final para Belgrano contra GEBA. Con anticipación, había avisado a las autoridades de la Asociación que si el partido de la Selección se jugaba el mismo día que la final de rugby iba a tener que renunciar al equipo albiceleste. “Ya empeñé mi palabra”, fue su breve explicación. Arnaldo era considerado un futbolista clave del equipo nacional. Por eso, las autoridades del fútbol intentaron posponer la final de rugby. No hubo caso.

La ausencia en el partido ante Uruguay le costó una suspensión. Entonces, los diarios insistieron en que la medida contra Arnaldo era desmedida. “No es un profesional para sancionarlo de esa manera”. Junto con la sanción contra el jugador, comenzaba a discutirse también la cuestión amateur. Dos meses después de aquel agosto, se levantó la sanción, y Arnaldo siguió jugando a sus dos deportes favoritos. Y también al cricket.

 

Sepia

Clasificado bajo Historias, Imágenes | el 09-04-2014 |

19

Porta y Fangio

¿Quién es el que está en esta foto pedida por él mismo con Juan Manuel Fangio en la playa de Mar del Plata? Un gran hallazgo de Daniel Dionisi para su programa Leyendas XV, que se emite por DeporTV.

Sí, Hugo Porta.

 

Lomu

Clasificado bajo Historias, Imágenes | el 04-03-2014 |

0

El documental sobre el neozelandés Jonah Lomu, el hombre que reinventó el puesto de wing. (Vía @CORDOBAXV)

http://www.youtube.com/watch?v=Q9_EVtwLMR8

 

Joyitas

Clasificado bajo Historias, Imágenes, Pumas, Test-matches | el 04-03-2014 |

17

El querido Jorge Dartiguelongue me mandó vía mail estos videos maravillosos que contienen los 2 tests que Los Pumas y Gales jugaron en 1968 en la Argentina, en GEBA y que concluyeron con la serie a favor de los argentinos: 9-5 el primero y 9-9 el segundo.

Darti jugó de apertura en pareja con el también querido Palomo Adolfo Etchegaray en ambos tests, cuyo rescate viene desde Gales.

Aquí, un resumen del primero, que tuvo un try del bravo tercera línea cordobés Raúl Loyola y 2 penales del fullback Jorge Seaton.

El segundo, en dos partes. Los tantos argentinos llegaron por un try de scrum y 2 penales de Seaton.